blog


 

¡¡¡ REGISTRESE !!!

 

 

Somostuiglesia.org es la primera, única y exclusiva red social que pretende unir a todas las personas del universo católico. Podemos hacer amigos de todo el mundo, compartir información, subir vídeos y fotos preferidas, oraciones, eventos, grupos, peregrinaciones, compartir vivencias, disfrutar experiencias… también podemos chatear, crear foros y debates. Aquí encontraras noticias, radio y televisión católica. Únete a la mayor comunidad, donde encontraras personas que verdaderamente aman el mundo católico.

 


Actividades recientes

  • La humildad viste el alma de una tal seguridad, que las astucias del enemigo no pueden hacerle nada.
    profile
  • Vol. 21. Marzo 16, 1927 » Libro de cielo
    En cuanto Jesús fue concebido formó en Él el reanudamiento de su reino con las criaturas. En la Divina Voluntad están los actos universales que se necesitan para impetrarlo.
    Estaba pensando en el Fiat Supremo y en el modo como puede venir y ser realizado este reino, y mi amado Jesús moviéndose en mi interior me ha dicho:
    "Hija mía, en cuanto tu Jesús fue concebido, anude de nuevo el reino de mi Voluntad Divina con las criaturas. Era necesario que Ella tomara dominio absoluto en mi Humanidad y tuviese su Vida libre en todos mis actos para poder extender su reino como quería en mi Humanidad. Así que todo lo que Yo hacía: obras, oraciones, respiro, latido y sufrimientos, eran vínculos, reanudamientos del reino de mi Fiat con las criaturas. Yo representaba el nuevo Adán, que no sólo debía dar los remedios para salvarlos, sino debía rehacer, restituir lo que el viejo Adán perdió; por eso me fue necesario tomar la naturaleza humana para poder encerrar en ella lo que la criatura había perdido, y por medio mío darlo de nuevo. Era de justicia que mi Voluntad Divina tuviera una naturaleza humana a su disposición y que en nada se opusiera, para poder de nuevo extender su reino en medio de las criaturas, mucho más que una naturaleza humana le había quitado sus derechos de reinar, por eso se necesitaba otra que le restituyera sus derechos. Así que mi venida a la tierra no fue por la sola Redención, más bien la primera finalidad fue para formar el reino de mi Voluntad en mi Humanidad para darlo nuevamente a las criaturas; si esto no fuera así, mi venida sobre la tierra sería una obra incompleta, no digna de un Dios, que nada menos no habría podido restablecer la obra de la Creación, el orden como salió de nuestras manos creadoras, que en todo debía reinar nuestra Voluntad. Ahora, para que estos reanudamientos que formó mi Humanidad de mi reino con las criaturas pudieran tener validez, vida y ser conocidos, era necesario que eligiera a una criatura, y dándole por oficio especial que hiciera conocer este reino de mi Querer, vinculara con ella todos estos reanudamientos que había formado mi Voluntad con mi Humanidad, dándole capacidad de transmitir estos reanudamientos de mi reino a las otras criaturas. Por eso estoy en el fondo de tu alma manteniendo la Vida del Fiat Supremo, para vincular estos reanudamientos y extender en ella su reino, y te hablo tanto de Él como a ningún otro hasta ahora le he hablado. Por eso sé atenta, porque se trata de la cosa más grande, cual es restablecer el orden de la Creación entre el Creador y la criatura.
    No sólo esto, sino que era necesario que escogiera primero una criatura que viviera en el Fiat Divino para recibir de ella actos universales, porque mi Voluntad es universal, se encuentra por todas partes, no hay criatura que no reciba su Vida. Ahora, el hombre con sustraerse de mi Voluntad rechazó un bien universal, quitó a Dios la gloria, la adoración, el amor universal; así que para dar nuevamente este reino, estos bienes universales, quiere por derecho que primero una criatura viviendo en este Fiat, se le comunique este acto universal, y conforme ama, adora, glorifica, reza, se constituye junto con su mismo Querer amor universal por todos, adoración y gloria por cada criatura, y difundiendo su oración como si cada una rezara, ruega en modo universal que venga el reino del Fiat Divino en medio de las criaturas. Cuando un bien es universal se necesitan actos universales para obtenerlo, y sólo en mi Voluntad hay estos actos. Conforme tú amas en Ella, tu amor se extiende dondequiera que Ella se encuentra, y mi Voluntad siente tu amor en todas partes, se siente seguir por doquier, por lo tanto siente en ti el primer amor como había establecido que la criatura la amara en el principio de la Creación; siente su eco en tu amor, que no sabe amar con amor pequeño y finito, sino con amor infinito y universal; siente el primer amor de Adán antes de pecar, que no hacía otra cosa que repetir el eco de la Voluntad de su Creador y se siente como atraída por estos actos universales, que la siguen por todas partes, para venir a reinar de nuevo en medio a las criaturas; por eso te escogí hija mía, y de en medio de su estirpe, no sólo para manifestarte los conocimientos, los bienes, los prodigios de este Fiat, sino para hacer que tú, viviendo en Él, con tus actos universales inclinases a mi Voluntad para venir a reinar nuevamente como al principio de la Creación en medio a las criaturas. Por eso a ti te es dado unir a todos, abrazar a todos, a fin de que encontrando a todos y todo en ti, como todo se encuentra en mi Voluntad, harás que se pongan de acuerdo, se darán el beso de paz y mi reino será restablecido en medio de las criaturas. He aquí el por qué la necesidad de los conocimientos de las maravillas de mi Fiat Divino, para disponer a las criaturas, para animarlas a desear, a querer, a suspirar este reino y los bienes que hay en él; y la necesidad de elegir primero a una criatura que viviendo en él, con sus actos universales que le suministra mi mismo Querer, que son actos divinos, consiga el reino de mi Fiat a las criaturas. Yo hago como un rey cuyo pueblo ha sido rebelde a sus leyes; el rey usando de su poder, a quién mete a la cárcel, a quién manda al exilio, a quién le quita el derecho de poseer, en suma, a todos da el castigo que justamente merecen. Ahora, con el andar del tiempo el rey tiene compasión de su pueblo, escoge a uno de sus ministros más fieles y abriendo su corazón doliente dice: "Quiero fiarme de ti, escucha, he decidido darte el mandato de que me llames a los pobres exiliados, que liberes a los prisioneros, que restituyas el derecho de poseer los bienes que les quité, y si me son fieles les duplicaré sus bienes, su felicidad." Y trata largamente con este ministro de su confianza, planeando todo lo que se debe hacer; mucho más que este ministro estaba siempre junto al rey rogando por su pueblo, que diese a todos gracia de perdón y de reconciliación. Entonces después de haber planeado juntos todo en secreto, llaman a los demás ministros dando orden de que hagan llegar la buena noticia en medio de todo el pueblo, en las prisiones, en el exilio, de cómo el rey quiere hacer la paz con ellos, que quiere que cada uno regrese a su puesto y todos los bienes que el rey les quiere dar; y mientras se esparcen estas bellas noticias, desean, suspiran, se disponen con sus actos a recibir su libertad y el reino perdido por ellos; ahora, mientras se difunden las noticias, el fiel ministro está siempre junto al rey urgiéndolo con ruegos incesantes para que el pueblo reciba el bien establecido entre ellos. Precisamente esto es lo que he hecho Yo, porque lo que se puede hacer entre dos, al tú por tú, en el secreto del dolor y del amor de dos seres que se aman y que quieren el mismo bien, no se puede hacer entre muchos. Un secreto dolor y amor de tu Jesús, unidos con el alma que elijo, tienen tal poder: Yo de dar y ella de impetrar lo que se quiere; el secreto entre tú y Yo ha madurado los tantos conocimientos que te he dado del reino de mi Fiat Divino, ha hecho resurgir tus tantos actos en Él; el secreto entre tú y Yo me ha hecho desahogar mi dolor tan grande y de tantos siglos en los cuales mi Voluntad, mientras estaba en medio de las criaturas, era vida de cada acto de ellas, no la conocían, la tienen en estado de agonía continua. Hija mía, un dolor mío, desahogado en el secreto del corazón de quien me ama, tiene la virtud de cambiar la Justicia en Misericordia, y mis amarguras se cambian en dulzuras. Entonces, después que me he fiado de ti, planeando juntos todo, he llamado a mis ministros dándoles orden de hacer conocer al pueblo las bellas noticias sobre mi Fiat Supremo, sus tantos conocimientos, y cómo llamo a todos a que vengan a mi reino, que salgan de la cárcel, del exilio de su voluntad, que tomen posesión de los bienes perdidos, que no vivan más infelices y esclavos de la voluntad humana, sino felices y libres en mi Voluntad Divina. Y como este secreto ha tenido virtud de decirnos corazón a corazón las tantas manifestaciones maravillosas del eterno Fiat, saliendo fuera este nuestro gran secreto, hará tanto camino en el pueblo, que sorprendidos rogarán con suspiros que venga mi reino que pondrá término a todos sus males."
    profile
  • MI REFLEXION DEL DIA 16 DE AGOSTO, 2017 #ORACONELCORAZON https://www.youtube.com/watch?v=OLw6BFIzT5c
    profile
  • MI REFLEXIÓN DEL DÍA 17 DE AGOSTO, 2017 #ORACONELCORAZON https://www.youtube.com/watch?v=ysrFmpuWAcs
    profile
  • MI REFLEXIÓN DEL DÍA 15 DE AGOSTO, 2017 #ORACONELCORAZON https://www.youtube.com/watch?v=B8WXU0lSXOg
    profile
  • TU PALABRA NO PASARÁ

    Pasan los días y los años.
    Se enreda la historia y se llena
    de nombres, de rostros, de gestos.
    Se suceden los llantos y las risas.
    Se arrugan los rostros y las manos.
    Se llena de nieve el cabello.
    Hay heridas que al fin cicatrizan.
    Pasan palabras que se olvidan,
    canciones que mueren,
    versos que nadie recita más.
    Pasa la vida, solo una.

    Pero tu palabra permanece.
    Permanece el amor con fuerza
    poderosa. Permanece cada caricia
    que humaniza el mundo,
    cada acto de perdón
    y cada fiesta sin excluidos.
    Permanece la bienaventuranza
    como una forma de ser,
    y el prójimo, y el abrazo
    al hijo pródigo que regresa.
    Tu palabra no pasa. Nunca.

    José Mª Rodríguez Olaizola, SJ.

    “La fe, desde el principio, produce hombres dispuestos como el apóstol a ser locos por Cristo. La fe se pone en marcha dejando a un lado los razonamientos porque están fuera de lugar”

    Beato John Henry Newman.
    groups.wall
  • TU PALABRA NO PASARÁ

    Pasan los días y los años.
    Se enreda la historia y se llena
    de nombres, de rostros, de gestos.
    Se suceden los llantos y las risas.
    Se arrugan los rostros y las manos.
    Se llena de nieve el cabello.
    Hay heridas que al fin cicatrizan.
    Pasan palabras que se olvidan,
    canciones que mueren,
    versos que nadie recita más.
    Pasa la vida, solo una.

    Pero tu palabra permanece.
    Permanece el amor con fuerza
    poderosa. Permanece cada caricia
    que humaniza el mundo,
    cada acto de perdón
    y cada fiesta sin excluidos.
    Permanece la bienaventuranza
    como una forma de ser,
    y el prójimo, y el abrazo
    al hijo pródigo que regresa.
    Tu palabra no pasa. Nunca.

    José Mª Rodríguez Olaizola, SJ.

    “La fe, desde el principio, produce hombres dispuestos como el apóstol a ser locos por Cristo. La fe se pone en marcha dejando a un lado los razonamientos porque están fuera de lugar”

    Beato John Henry Newman.
    groups.wall
  • TU PALABRA NO PASARÁ

    Pasan los días y los años.
    Se enreda la historia y se llena
    de nombres, de rostros, de gestos.
    Se suceden los llantos y las risas.
    Se arrugan los rostros y las manos.
    Se llena de nieve el cabello.
    Hay heridas que al fin cicatrizan.
    Pasan palabras que se olvidan,
    canciones que mueren,
    versos que nadie recita más.
    Pasa la vida, solo una.

    Pero tu palabra permanece.
    Permanece el amor con fuerza
    poderosa. Permanece cada caricia
    que humaniza el mundo,
    cada acto de perdón
    y cada fiesta sin excluidos.
    Permanece la bienaventuranza
    como una forma de ser,
    y el prójimo, y el abrazo
    al hijo pródigo que regresa.
    Tu palabra no pasa. Nunca.

    José Mª Rodríguez Olaizola, SJ.

    “La fe, desde el principio, produce hombres dispuestos como el apóstol a ser locos por Cristo. La fe se pone en marcha dejando a un lado los razonamientos porque están fuera de lugar”

    Beato John Henry Newman.
    groups.wall
  • TU PALABRA NO PASARÁ

    Pasan los días y los años.
    Se enreda la historia y se llena
    de nombres, de rostros, de gestos.
    Se suceden los llantos y las risas.
    Se arrugan los rostros y las manos.
    Se llena de nieve el cabello.
    Hay heridas que al fin cicatrizan.
    Pasan palabras que se olvidan,
    canciones que mueren,
    versos que nadie recita más.
    Pasa la vida, solo una.

    Pero tu palabra permanece.
    Permanece el amor con fuerza
    poderosa. Permanece cada caricia
    que humaniza el mundo,
    cada acto de perdón
    y cada fiesta sin excluidos.
    Permanece la bienaventuranza
    como una forma de ser,
    y el prójimo, y el abrazo
    al hijo pródigo que regresa.
    Tu palabra no pasa. Nunca.

    José Mª Rodríguez Olaizola, SJ.

    “La fe, desde el principio, produce hombres dispuestos como el apóstol a ser locos por Cristo. La fe se pone en marcha dejando a un lado los razonamientos porque están fuera de lugar”

    Beato John Henry Newman.
    groups.wall
  • TU PALABRA NO PASARÁ

    Pasan los días y los años.
    Se enreda la historia y se llena
    de nombres, de rostros, de gestos.
    Se suceden los llantos y las risas.
    Se arrugan los rostros y las manos.
    Se llena de nieve el cabello.
    Hay heridas que al fin cicatrizan.
    Pasan palabras que se olvidan,
    canciones que mueren,
    versos que nadie recita más.
    Pasa la vida, solo una.

    Pero tu palabra permanece.
    Permanece el amor con fuerza
    poderosa. Permanece cada caricia
    que humaniza el mundo,
    cada acto de perdón
    y cada fiesta sin excluidos.
    Permanece la bienaventuranza
    como una forma de ser,
    y el prójimo, y el abrazo
    al hijo pródigo que regresa.
    Tu palabra no pasa. Nunca.

    José Mª Rodríguez Olaizola, SJ.

    “La fe, desde el principio, produce hombres dispuestos como el apóstol a ser locos por Cristo. La fe se pone en marcha dejando a un lado los razonamientos porque están fuera de lugar”

    Beato John Henry Newman.
    groups.wall
  • TU PALABRA NO PASARÁ

    Pasan los días y los años.
    Se enreda la historia y se llena
    de nombres, de rostros, de gestos.
    Se suceden los llantos y las risas.
    Se arrugan los rostros y las manos.
    Se llena de nieve el cabello.
    Hay heridas que al fin cicatrizan.
    Pasan palabras que se olvidan,
    canciones que mueren,
    versos que nadie recita más.
    Pasa la vida, solo una.

    Pero tu palabra permanece.
    Permanece el amor con fuerza
    poderosa. Permanece cada caricia
    que humaniza el mundo,
    cada acto de perdón
    y cada fiesta sin excluidos.
    Permanece la bienaventuranza
    como una forma de ser,
    y el prójimo, y el abrazo
    al hijo pródigo que regresa.
    Tu palabra no pasa. Nunca.

    José Mª Rodríguez Olaizola, SJ.

    “La fe, desde el principio, produce hombres dispuestos como el apóstol a ser locos por Cristo. La fe se pone en marcha dejando a un lado los razonamientos porque están fuera de lugar”

    Beato John Henry Newman.
    groups.wall
  • TU PALABRA NO PASARÁ

    Pasan los días y los años.
    Se enreda la historia y se llena
    de nombres, de rostros, de gestos.
    Se suceden los llantos y las risas.
    Se arrugan los rostros y las manos.
    Se llena de nieve el cabello.
    Hay heridas que al fin cicatrizan.
    Pasan palabras que se olvidan,
    canciones que mueren,
    versos que nadie recita más.
    Pasa la vida, solo una.

    Pero tu palabra permanece.
    Permanece el amor con fuerza
    poderosa. Permanece cada caricia
    que humaniza el mundo,
    cada acto de perdón
    y cada fiesta sin excluidos.
    Permanece la bienaventuranza
    como una forma de ser,
    y el prójimo, y el abrazo
    al hijo pródigo que regresa.
    Tu palabra no pasa. Nunca.

    José Mª Rodríguez Olaizola, SJ.

    “La fe, desde el principio, produce hombres dispuestos como el apóstol a ser locos por Cristo. La fe se pone en marcha dejando a un lado los razonamientos porque están fuera de lugar”

    Beato John Henry Newman.
    groups.wall
  • TU PALABRA NO PASARÁ

    Pasan los días y los años.
    Se enreda la historia y se llena
    de nombres, de rostros, de gestos.
    Se suceden los llantos y las risas.
    Se arrugan los rostros y las manos.
    Se llena de nieve el cabello.
    Hay heridas que al fin cicatrizan.
    Pasan palabras que se olvidan,
    canciones que mueren,
    versos que nadie recita más.
    Pasa la vida, solo una.

    Pero tu palabra permanece.
    Permanece el amor con fuerza
    poderosa. Permanece cada caricia
    que humaniza el mundo,
    cada acto de perdón
    y cada fiesta sin excluidos.
    Permanece la bienaventuranza
    como una forma de ser,
    y el prójimo, y el abrazo
    al hijo pródigo que regresa.
    Tu palabra no pasa. Nunca.

    José Mª Rodríguez Olaizola, SJ.

    “La fe, desde el principio, produce hombres dispuestos como el apóstol a ser locos por Cristo. La fe se pone en marcha dejando a un lado los razonamientos porque están fuera de lugar”

    Beato John Henry Newman.
    groups.wall
  • TU PALABRA NO PASARÁ

    Pasan los días y los años.
    Se enreda la historia y se llena
    de nombres, de rostros, de gestos.
    Se suceden los llantos y las risas.
    Se arrugan los rostros y las manos.
    Se llena de nieve el cabello.
    Hay heridas que al fin cicatrizan.
    Pasan palabras que se olvidan,
    canciones que mueren,
    versos que nadie recita más.
    Pasa la vida, solo una.

    Pero tu palabra permanece.
    Permanece el amor con fuerza
    poderosa. Permanece cada caricia
    que humaniza el mundo,
    cada acto de perdón
    y cada fiesta sin excluidos.
    Permanece la bienaventuranza
    como una forma de ser,
    y el prójimo, y el abrazo
    al hijo pródigo que regresa.
    Tu palabra no pasa. Nunca.

    José Mª Rodríguez Olaizola, SJ.

    “La fe, desde el principio, produce hombres dispuestos como el apóstol a ser locos por Cristo. La fe se pone en marcha dejando a un lado los razonamientos porque están fuera de lugar”

    Beato John Henry Newman.
    groups.wall
  • TU PALABRA NO PASARÁ

    Pasan los días y los años.
    Se enreda la historia y se llena
    de nombres, de rostros, de gestos.
    Se suceden los llantos y las risas.
    Se arrugan los rostros y las manos.
    Se llena de nieve el cabello.
    Hay heridas que al fin cicatrizan.
    Pasan palabras que se olvidan,
    canciones que mueren,
    versos que nadie recita más.
    Pasa la vida, solo una.

    Pero tu palabra permanece.
    Permanece el amor con fuerza
    poderosa. Permanece cada caricia
    que humaniza el mundo,
    cada acto de perdón
    y cada fiesta sin excluidos.
    Permanece la bienaventuranza
    como una forma de ser,
    y el prójimo, y el abrazo
    al hijo pródigo que regresa.
    Tu palabra no pasa. Nunca.

    José Mª Rodríguez Olaizola, SJ.

    “La fe, desde el principio, produce hombres dispuestos como el apóstol a ser locos por Cristo. La fe se pone en marcha dejando a un lado los razonamientos porque están fuera de lugar”

    Beato John Henry Newman.
    groups.wall
  • TU PALABRA NO PASARÁ

    Pasan los días y los años.
    Se enreda la historia y se llena
    de nombres, de rostros, de gestos.
    Se suceden los llantos y las risas.
    Se arrugan los rostros y las manos.
    Se llena de nieve el cabello.
    Hay heridas que al fin cicatrizan.
    Pasan palabras que se olvidan,
    canciones que mueren,
    versos que nadie recita más.
    Pasa la vida, solo una.

    Pero tu palabra permanece.
    Permanece el amor con fuerza
    poderosa. Permanece cada caricia
    que humaniza el mundo,
    cada acto de perdón
    y cada fiesta sin excluidos.
    Permanece la bienaventuranza
    como una forma de ser,
    y el prójimo, y el abrazo
    al hijo pródigo que regresa.
    Tu palabra no pasa. Nunca.

    José Mª Rodríguez Olaizola, SJ.

    “La fe, desde el principio, produce hombres dispuestos como el apóstol a ser locos por Cristo. La fe se pone en marcha dejando a un lado los razonamientos porque están fuera de lugar”

    Beato John Henry Newman.
    groups.wall
  • TU PALABRA NO PASARÁ

    Pasan los días y los años.
    Se enreda la historia y se llena
    de nombres, de rostros, de gestos.
    Se suceden los llantos y las risas.
    Se arrugan los rostros y las manos.
    Se llena de nieve el cabello.
    Hay heridas que al fin cicatrizan.
    Pasan palabras que se olvidan,
    canciones que mueren,
    versos que nadie recita más.
    Pasa la vida, solo una.

    Pero tu palabra permanece.
    Permanece el amor con fuerza
    poderosa. Permanece cada caricia
    que humaniza el mundo,
    cada acto de perdón
    y cada fiesta sin excluidos.
    Permanece la bienaventuranza
    como una forma de ser,
    y el prójimo, y el abrazo
    al hijo pródigo que regresa.
    Tu palabra no pasa. Nunca.

    José Mª Rodríguez Olaizola, SJ.

    “La fe, desde el principio, produce hombres dispuestos como el apóstol a ser locos por Cristo. La fe se pone en marcha dejando a un lado los razonamientos porque están fuera de lugar”

    Beato John Henry Newman.
    groups.wall
  • TU PALABRA NO PASARÁ

    Pasan los días y los años.
    Se enreda la historia y se llena
    de nombres, de rostros, de gestos.
    Se suceden los llantos y las risas.
    Se arrugan los rostros y las manos.
    Se llena de nieve el cabello.
    Hay heridas que al fin cicatrizan.
    Pasan palabras que se olvidan,
    canciones que mueren,
    versos que nadie recita más.
    Pasa la vida, solo una.

    Pero tu palabra permanece.
    Permanece el amor con fuerza
    poderosa. Permanece cada caricia
    que humaniza el mundo,
    cada acto de perdón
    y cada fiesta sin excluidos.
    Permanece la bienaventuranza
    como una forma de ser,
    y el prójimo, y el abrazo
    al hijo pródigo que regresa.
    Tu palabra no pasa. Nunca.

    José Mª Rodríguez Olaizola, SJ.

    “La fe, desde el principio, produce hombres dispuestos como el apóstol a ser locos por Cristo. La fe se pone en marcha dejando a un lado los razonamientos porque están fuera de lugar”

    Beato John Henry Newman.
    groups.wall
  • TU PALABRA NO PASARÁ

    Pasan los días y los años.
    Se enreda la historia y se llena
    de nombres, de rostros, de gestos.
    Se suceden los llantos y las risas.
    Se arrugan los rostros y las manos.
    Se llena de nieve el cabello.
    Hay heridas que al fin cicatrizan.
    Pasan palabras que se olvidan,
    canciones que mueren,
    versos que nadie recita más.
    Pasa la vida, solo una.

    Pero tu palabra permanece.
    Permanece el amor con fuerza
    poderosa. Permanece cada caricia
    que humaniza el mundo,
    cada acto de perdón
    y cada fiesta sin excluidos.
    Permanece la bienaventuranza
    como una forma de ser,
    y el prójimo, y el abrazo
    al hijo pródigo que regresa.
    Tu palabra no pasa. Nunca.

    José Mª Rodríguez Olaizola, SJ.

    “La fe, desde el principio, produce hombres dispuestos como el apóstol a ser locos por Cristo. La fe se pone en marcha dejando a un lado los razonamientos porque están fuera de lugar”

    Beato John Henry Newman.
    groups.wall
  • TU PALABRA NO PASARÁ

    Pasan los días y los años.
    Se enreda la historia y se llena
    de nombres, de rostros, de gestos.
    Se suceden los llantos y las risas.
    Se arrugan los rostros y las manos.
    Se llena de nieve el cabello.
    Hay heridas que al fin cicatrizan.
    Pasan palabras que se olvidan,
    canciones que mueren,
    versos que nadie recita más.
    Pasa la vida, solo una.

    Pero tu palabra permanece.
    Permanece el amor con fuerza
    poderosa. Permanece cada caricia
    que humaniza el mundo,
    cada acto de perdón
    y cada fiesta sin excluidos.
    Permanece la bienaventuranza
    como una forma de ser,
    y el prójimo, y el abrazo
    al hijo pródigo que regresa.
    Tu palabra no pasa. Nunca.

    José Mª Rodríguez Olaizola, SJ.

    “La fe, desde el principio, produce hombres dispuestos como el apóstol a ser locos por Cristo. La fe se pone en marcha dejando a un lado los razonamientos porque están fuera de lugar”

    Beato John Henry Newman.
    groups.wall
  • TU PALABRA NO PASARÁ

    Pasan los días y los años.
    Se enreda la historia y se llena
    de nombres, de rostros, de gestos.
    Se suceden los llantos y las risas.
    Se arrugan los rostros y las manos.
    Se llena de nieve el cabello.
    Hay heridas que al fin cicatrizan.
    Pasan palabras que se olvidan,
    canciones que mueren,
    versos que nadie recita más.
    Pasa la vida, solo una.

    Pero tu palabra permanece.
    Permanece el amor con fuerza
    poderosa. Permanece cada caricia
    que humaniza el mundo,
    cada acto de perdón
    y cada fiesta sin excluidos.
    Permanece la bienaventuranza
    como una forma de ser,
    y el prójimo, y el abrazo
    al hijo pródigo que regresa.
    Tu palabra no pasa. Nunca.

    José Mª Rodríguez Olaizola, SJ.

    “La fe, desde el principio, produce hombres dispuestos como el apóstol a ser locos por Cristo. La fe se pone en marcha dejando a un lado los razonamientos porque están fuera de lugar”

    Beato John Henry Newman.
    groups.wall
  • TU PALABRA NO PASARÁ

    Pasan los días y los años.
    Se enreda la historia y se llena
    de nombres, de rostros, de gestos.
    Se suceden los llantos y las risas.
    Se arrugan los rostros y las manos.
    Se llena de nieve el cabello.
    Hay heridas que al fin cicatrizan.
    Pasan palabras que se olvidan,
    canciones que mueren,
    versos que nadie recita más.
    Pasa la vida, solo una.

    Pero tu palabra permanece.
    Permanece el amor con fuerza
    poderosa. Permanece cada caricia
    que humaniza el mundo,
    cada acto de perdón
    y cada fiesta sin excluidos.
    Permanece la bienaventuranza
    como una forma de ser,
    y el prójimo, y el abrazo
    al hijo pródigo que regresa.
    Tu palabra no pasa. Nunca.

    José Mª Rodríguez Olaizola, SJ.

    “La fe, desde el principio, produce hombres dispuestos como el apóstol a ser locos por Cristo. La fe se pone en marcha dejando a un lado los razonamientos porque están fuera de lugar”

    Beato John Henry Newman.
    groups.wall
  • TU PALABRA NO PASARÁ

    Pasan los días y los años.
    Se enreda la historia y se llena
    de nombres, de rostros, de gestos.
    Se suceden los llantos y las risas.
    Se arrugan los rostros y las manos.
    Se llena de nieve el cabello.
    Hay heridas que al fin cicatrizan.
    Pasan palabras que se olvidan,
    canciones que mueren,
    versos que nadie recita más.
    Pasa la vida, solo una.

    Pero tu palabra permanece.
    Permanece el amor con fuerza
    poderosa. Permanece cada caricia
    que humaniza el mundo,
    cada acto de perdón
    y cada fiesta sin excluidos.
    Permanece la bienaventuranza
    como una forma de ser,
    y el prójimo, y el abrazo
    al hijo pródigo que regresa.
    Tu palabra no pasa. Nunca.

    José Mª Rodríguez Olaizola, SJ.

    “La fe, desde el principio, produce hombres dispuestos como el apóstol a ser locos por Cristo. La fe se pone en marcha dejando a un lado los razonamientos porque están fuera de lugar”

    Beato John Henry Newman.
    groups.wall
  • TU PALABRA NO PASARÁ

    Pasan los días y los años.
    Se enreda la historia y se llena
    de nombres, de rostros, de gestos.
    Se suceden los llantos y las risas.
    Se arrugan los rostros y las manos.
    Se llena de nieve el cabello.
    Hay heridas que al fin cicatrizan.
    Pasan palabras que se olvidan,
    canciones que mueren,
    versos que nadie recita más.
    Pasa la vida, solo una.

    Pero tu palabra permanece.
    Permanece el amor con fuerza
    poderosa. Permanece cada caricia
    que humaniza el mundo,
    cada acto de perdón
    y cada fiesta sin excluidos.
    Permanece la bienaventuranza
    como una forma de ser,
    y el prójimo, y el abrazo
    al hijo pródigo que regresa.
    Tu palabra no pasa. Nunca.

    José Mª Rodríguez Olaizola, SJ.

    “La fe, desde el principio, produce hombres dispuestos como el apóstol a ser locos por Cristo. La fe se pone en marcha dejando a un lado los razonamientos porque están fuera de lugar”

    Beato John Henry Newman.
    groups.wall
  • TU PALABRA NO PASARÁ

    Pasan los días y los años.
    Se enreda la historia y se llena
    de nombres, de rostros, de gestos.
    Se suceden los llantos y las risas.
    Se arrugan los rostros y las manos.
    Se llena de nieve el cabello.
    Hay heridas que al fin cicatrizan.
    Pasan palabras que se olvidan,
    canciones que mueren,
    versos que nadie recita más.
    Pasa la vida, solo una.

    Pero tu palabra permanece.
    Permanece el amor con fuerza
    poderosa. Permanece cada caricia
    que humaniza el mundo,
    cada acto de perdón
    y cada fiesta sin excluidos.
    Permanece la bienaventuranza
    como una forma de ser,
    y el prójimo, y el abrazo
    al hijo pródigo que regresa.
    Tu palabra no pasa. Nunca.

    José Mª Rodríguez Olaizola, SJ.

    “La fe, desde el principio, produce hombres dispuestos como el apóstol a ser locos por Cristo. La fe se pone en marcha dejando a un lado los razonamientos porque están fuera de lugar”

    Beato John Henry Newman.
    groups.wall
  • TU PALABRA NO PASARÁ

    Pasan los días y los años.
    Se enreda la historia y se llena
    de nombres, de rostros, de gestos.
    Se suceden los llantos y las risas.
    Se arrugan los rostros y las manos.
    Se llena de nieve el cabello.
    Hay heridas que al fin cicatrizan.
    Pasan palabras que se olvidan,
    canciones que mueren,
    versos que nadie recita más.
    Pasa la vida, solo una.

    Pero tu palabra permanece.
    Permanece el amor con fuerza
    poderosa. Permanece cada caricia
    que humaniza el mundo,
    cada acto de perdón
    y cada fiesta sin excluidos.
    Permanece la bienaventuranza
    como una forma de ser,
    y el prójimo, y el abrazo
    al hijo pródigo que regresa.
    Tu palabra no pasa. Nunca.

    José Mª Rodríguez Olaizola, SJ.

    “La fe, desde el principio, produce hombres dispuestos como el apóstol a ser locos por Cristo. La fe se pone en marcha dejando a un lado los razonamientos porque están fuera de lugar”

    Beato John Henry Newman.
    groups.wall
  • TU PALABRA NO PASARÁ

    Pasan los días y los años.
    Se enreda la historia y se llena
    de nombres, de rostros, de gestos.
    Se suceden los llantos y las risas.
    Se arrugan los rostros y las manos.
    Se llena de nieve el cabello.
    Hay heridas que al fin cicatrizan.
    Pasan palabras que se olvidan,
    canciones que mueren,
    versos que nadie recita más.
    Pasa la vida, solo una.

    Pero tu palabra permanece.
    Permanece el amor con fuerza
    poderosa. Permanece cada caricia
    que humaniza el mundo,
    cada acto de perdón
    y cada fiesta sin excluidos.
    Permanece la bienaventuranza
    como una forma de ser,
    y el prójimo, y el abrazo
    al hijo pródigo que regresa.
    Tu palabra no pasa. Nunca.

    José Mª Rodríguez Olaizola, SJ.

    “La fe, desde el principio, produce hombres dispuestos como el apóstol a ser locos por Cristo. La fe se pone en marcha dejando a un lado los razonamientos porque están fuera de lugar”

    Beato John Henry Newman.
    groups.wall
  • TU PALABRA NO PASARÁ

    Pasan los días y los años.
    Se enreda la historia y se llena
    de nombres, de rostros, de gestos.
    Se suceden los llantos y las risas.
    Se arrugan los rostros y las manos.
    Se llena de nieve el cabello.
    Hay heridas que al fin cicatrizan.
    Pasan palabras que se olvidan,
    canciones que mueren,
    versos que nadie recita más.
    Pasa la vida, solo una.

    Pero tu palabra permanece.
    Permanece el amor con fuerza
    poderosa. Permanece cada caricia
    que humaniza el mundo,
    cada acto de perdón
    y cada fiesta sin excluidos.
    Permanece la bienaventuranza
    como una forma de ser,
    y el prójimo, y el abrazo
    al hijo pródigo que regresa.
    Tu palabra no pasa. Nunca.

    José Mª Rodríguez Olaizola, SJ.

    “La fe, desde el principio, produce hombres dispuestos como el apóstol a ser locos por Cristo. La fe se pone en marcha dejando a un lado los razonamientos porque están fuera de lugar”

    Beato John Henry Newman.
    profile
  • MI REFLEXIÓN DEL DIA 14 DE AGOSTO, 2017 #ORACONELCORAZON https://www.youtube.com/watch?v=h1nQyjqf2Jo
    profile
  • MI REFLEXIÓN DEL DÍA 13 DE AGOSTO, 2017 https://www.youtube.com/watch?v=B7sF0Jn27qY #ORACONELCORAZON
    profile
  • Vol. 21. Marzo 10, 1927 » Libro de cielo
    Dios en la Creación daba los derechos de poseer el reino de la Divina Voluntad.
    Estaba según mi costumbre siguiendo los actos del Querer Supremo en la Creación y habiendo llegado al punto cuando Dios creaba al hombre, me unía con los primeros actos perfectos que hizo Adán cuando fue creado, para comenzar junto con él, y para seguir donde terminó de amar a Dios, de adorarlo, cuando pecó, con aquella perfección con la que había empezado en la unidad del Fiat Supremo, pero mientras esto hacía pensaba entre mí: "¿Pero nosotros tenemos derecho a este reino del Querer Divino?" Y mi dulce Jesús moviéndose en mi interior me ha dicho:
    "Hija mía, tú debes saber que Adán antes de pecar hacía sus actos en el Fiat Divino, esto significaba que la Trinidad le había dado la posesión de este reino, porque para poder poseer un reino se necesita quien lo forme, quien lo done y quien lo reciba. La Divinidad lo formó y lo donó, el hombre lo recibió, así que Adán en su primera época de la Creación poseía este reino del Fiat Supremo, y como él era la cabeza de todo la generación humana, todas las criaturas recibían el derecho de esta posesión; y si bien Adán con sustraerse de nuestra Voluntad perdió la posesión de este reino, porque con hacer su voluntad se puso como en estado de guerra con el eterno Fiat, y, pobrecito, no teniendo fuerza suficiente para combatir, ni ejército bien provisto para poder pelear con un Querer tan santo, que tenía fuerza invencible y un ejército formidable, quedó vencido y perdió el reino dado por Nosotros; mucho más que la fuerza que poseía antes era la nuestra, y le habíamos dado también nuestro ejército a su disposición; en cuanto pecó la fuerza se volvió a nuestra fuente y el ejército se retiró de él poniéndose a nuestra disposición. Todo esto no quitó los derechos a sus descendientes de poder readquirir el reino de mi Voluntad. Sucedió como a un rey que por una guerra pierde su reino, ¿no habrá la probabilidad que uno de sus hijos, con otra guerra pueda readquirir el reino de su padre, que ya era suyo? Mucho más que vine Yo a la tierra, el divino vencedor, para rehacer las pérdidas del hombre, y encontrando a quien quisiese recibir este reino le restituía la fuerza, poniendo de nuevo mi ejército a su disposición para mantener el orden, el decoro y la gloria del reino. ¿Y cuál es este ejército? Es toda la Creación, en la cual en cada cosa creada está bilocada la Vida de mi Voluntad más que ejército maravilloso y formidable para mantener la vida de este reino. El hombre podría perder la esperanza de poseer de nuevo este reino sólo si viera desaparecer todo el ejército invencible de la Creación, entonces se podría decir: "Dios ha retirado su Voluntad de la faz de la tierra, que la vivificaba, la embellecía, la enriquecía, ya no hay más esperanza de que el reino pueda estar en nuestra posesión." Pero hasta en tanto que la Creación exista, sólo es cuestión de tiempo para encontrar a aquellos que lo quieran recibir, y además, si no se fuera a realizar la posesión del reino del Fiat Divino, no era necesario que Yo te manifestara tantos conocimientos referentes a él, ni te habría manifestado su Querer que quiere reinar, ni su dolor porque no reina; cuando una cosa no se puede efectuar es inútil hablar de ella, por lo tanto no habría tenido ningún interés de decir tantas cosas respecto a mi Voluntad Divina. Así que el sólo hablar de Ella es señal de que quiero que regrese su posesión."
    profile
  • !!! UN DÍA COMO HOY !!!

    AGOSTO 12 DE 1916 - V11

    Gloria de las almas que vivirán en el Querer Divino en la tierra.

    Estaba fundiéndome en el Santísimo Querer y mi dulce Jesús me ha dicho: “Hija mía, sólo por quien vive en mi Querer me siento como correspondido por la Creación, por la Redención y por la Santificación, y me glorifica en el modo en que la criatura debe glorificarme, por eso estas almas serán gemas de mi trono y tomarán en ellas todos los contentos, la gloria que cada uno de los bienaventurados tendrá para sí solo; estas almas estarán como reinas en torno a mi trono y todos los bienaventurados les estarán en torno, y como los bienaventurados serán tantos soles que resplandecerán en la Jerusalén Celestial, las almas que habrán vivido en mi Querer resplandecerán en mi mismo Sol, estarán como fundidas con mi Sol, y los bienaventurados verán a estas almas dentro de Mí mismo, pues es justo que habiendo vivido en la tierra unidas conmigo, con mi Querer, no habiendo vivido vida propia, es muy justo que en el Cielo tengan un puesto diferente de todos los demás y continúen en el Cielo la vida que hicieron en la tierra, todas transformadas en Mí e inabismadas en el océano de mis contentos.”
    profile
  • TENGO MIEDO, SEÑOR
    Oración: P. Javier Leoz

    A que tu barca, la barca de tu Iglesia,
    me lleva a horizontes desconocidos
    A que, tu Palabra, veraz y nítida
    deje al descubierto el “pedro”
    que habita en mis entrañas.

    TENGO MIEDO, SEÑOR
    De caminar sobre las aguas de la fe
    De nadar contracorriente
    De mirarte y estremecerme
    De hundirme en mis miserias
    y en mis tribulaciones
    en mi falta de confianza
    y…de mis exigencias contigo.

    TENGO MIEDO, SEÑOR
    De que me vean avanzando
    en medio de las olas del mundo
    con las velas desplegadas de la fe
    Que me divisen, de cerca o de lejos,
    navegando en dirección hacia Ti

    TENGO MIEDO, SEÑOR
    De que, en las dificultades, no respondas como yo quisiera. Que, en las tormentas, no me rescates a tiempo.
    Que, en la lluvia torrencial, no acudas en mi socorro. Por eso, porque tengo miedo, Señor,
    mírame de frente, de costado y de lado para que, en mis temores, Tú seas el Señor
    El Señor que venga en mi rescate. Amén
    profile
  • MI REFLEXION DEL DIA 11 DE AGOSTO, 2017 https://www.youtube.com/watch?v=miMl-FHclNc #ORACONELCORAZON
    profile
  • MI REFLEXIÓN DEL DÍA AGOSTO 10, 2017 https://www.youtube.com/watch?v=PjZBYKy9a74 #ORACONELCORAZON
    profile
  • EL PERDÓN DIVINO ES EL MOTOR DE LA ESPERANZA. 00:00
    EL PERDÓN DIVINO ES EL MOTOR DE LA ESPERANZA. Catequesis del Papa, Miércoles, 9.8.17.-
     
    www.youtube.com Ver mapa mas grande
  • REFLEXION DEL DIA 9 DE AGOSTO, 2017 https://www.youtube.com/watch?v=G5nkSevlIcE #ORACONELCORAZON
    profile
  • A LA ASUNCIÓN DE NUESTRA SEÑORA

    ¿Adónde va, cuando se va, la llama?
    ¿Adónde va, cuando se va, la rosa?
    ¿Adónde sube, se disuelve airosa,
    hélice, rosa y sueño de la rama?

    Adonde va la llama, ¿quién la llama?
    A la rosa el escorzo, ¿quién la acosa?
    ¿Qué regazo, que esfera deliciosa,
    qué amor de padre la alza y la reclama?

    ¿A dónde va, cuando se va escondiendo,
    y el aire, el cielo queda ardiendo, oliendo
    a olor, ardor, amor de rosa hurtada?

    ¿A dónde va el que queda, el aquí abajo,
    ciego del resplandor se asoma al tajo
    de la sombra transida, enamorada?

    No se nos pierde, no. Se va y se queda,
    Coronada de cielos, tierra añora
    y baja en descensión de Mediadora,
    rampa de amor, dulcísima vereda.

    Recados del favor nos desenreda
    la mensajera, la reveladora,
    la paloma de paz. Herida ahora
    ya se acabó el suplicio de la veda.

    Hoy sobre todo, que es la fiesta en Roma
    y se ha visto volar otra Paloma
    y posarse en la nieve de una tiara.

    La Asunción de María –vítor, cielos-,
    corazonada ayer de mis abuelos,
    en luz, luz, luz de dogma se declara.

    Gerardo Diego.

    “Cuando no sepáis salir de un apuro o cualquier cosa difícil que se os pueda presentar, id a María vuestra madre, con una grande desconfianza de sí mismos, conociendo vuestra nada, inutilidad y falta de aptitud para todo. Y con grande confianza en ella que es sabia y poderosa, con la sabiduría y el poder de su Santísimo Hijo; y que os ama con un amor inmenso, y está deseando probaros su amor”

    Santa Ángela de la Cruz.
    groups.wall
  • A LA ASUNCIÓN DE NUESTRA SEÑORA

    ¿Adónde va, cuando se va, la llama?
    ¿Adónde va, cuando se va, la rosa?
    ¿Adónde sube, se disuelve airosa,
    hélice, rosa y sueño de la rama?

    Adonde va la llama, ¿quién la llama?
    A la rosa el escorzo, ¿quién la acosa?
    ¿Qué regazo, que esfera deliciosa,
    qué amor de padre la alza y la reclama?

    ¿A dónde va, cuando se va escondiendo,
    y el aire, el cielo queda ardiendo, oliendo
    a olor, ardor, amor de rosa hurtada?

    ¿A dónde va el que queda, el aquí abajo,
    ciego del resplandor se asoma al tajo
    de la sombra transida, enamorada?

    No se nos pierde, no. Se va y se queda,
    Coronada de cielos, tierra añora
    y baja en descensión de Mediadora,
    rampa de amor, dulcísima vereda.

    Recados del favor nos desenreda
    la mensajera, la reveladora,
    la paloma de paz. Herida ahora
    ya se acabó el suplicio de la veda.

    Hoy sobre todo, que es la fiesta en Roma
    y se ha visto volar otra Paloma
    y posarse en la nieve de una tiara.

    La Asunción de María –vítor, cielos-,
    corazonada ayer de mis abuelos,
    en luz, luz, luz de dogma se declara.

    Gerardo Diego.

    “Cuando no sepáis salir de un apuro o cualquier cosa difícil que se os pueda presentar, id a María vuestra madre, con una grande desconfianza de sí mismos, conociendo vuestra nada, inutilidad y falta de aptitud para todo. Y con grande confianza en ella que es sabia y poderosa, con la sabiduría y el poder de su Santísimo Hijo; y que os ama con un amor inmenso, y está deseando probaros su amor”

    Santa Ángela de la Cruz.
    groups.wall
  • A LA ASUNCIÓN DE NUESTRA SEÑORA

    ¿Adónde va, cuando se va, la llama?
    ¿Adónde va, cuando se va, la rosa?
    ¿Adónde sube, se disuelve airosa,
    hélice, rosa y sueño de la rama?

    Adonde va la llama, ¿quién la llama?
    A la rosa el escorzo, ¿quién la acosa?
    ¿Qué regazo, que esfera deliciosa,
    qué amor de padre la alza y la reclama?

    ¿A dónde va, cuando se va escondiendo,
    y el aire, el cielo queda ardiendo, oliendo
    a olor, ardor, amor de rosa hurtada?

    ¿A dónde va el que queda, el aquí abajo,
    ciego del resplandor se asoma al tajo
    de la sombra transida, enamorada?

    No se nos pierde, no. Se va y se queda,
    Coronada de cielos, tierra añora
    y baja en descensión de Mediadora,
    rampa de amor, dulcísima vereda.

    Recados del favor nos desenreda
    la mensajera, la reveladora,
    la paloma de paz. Herida ahora
    ya se acabó el suplicio de la veda.

    Hoy sobre todo, que es la fiesta en Roma
    y se ha visto volar otra Paloma
    y posarse en la nieve de una tiara.

    La Asunción de María –vítor, cielos-,
    corazonada ayer de mis abuelos,
    en luz, luz, luz de dogma se declara.

    Gerardo Diego.

    “Cuando no sepáis salir de un apuro o cualquier cosa difícil que se os pueda presentar, id a María vuestra madre, con una grande desconfianza de sí mismos, conociendo vuestra nada, inutilidad y falta de aptitud para todo. Y con grande confianza en ella que es sabia y poderosa, con la sabiduría y el poder de su Santísimo Hijo; y que os ama con un amor inmenso, y está deseando probaros su amor”

    Santa Ángela de la Cruz.
    groups.wall
  • A LA ASUNCIÓN DE NUESTRA SEÑORA

    ¿Adónde va, cuando se va, la llama?
    ¿Adónde va, cuando se va, la rosa?
    ¿Adónde sube, se disuelve airosa,
    hélice, rosa y sueño de la rama?

    Adonde va la llama, ¿quién la llama?
    A la rosa el escorzo, ¿quién la acosa?
    ¿Qué regazo, que esfera deliciosa,
    qué amor de padre la alza y la reclama?

    ¿A dónde va, cuando se va escondiendo,
    y el aire, el cielo queda ardiendo, oliendo
    a olor, ardor, amor de rosa hurtada?

    ¿A dónde va el que queda, el aquí abajo,
    ciego del resplandor se asoma al tajo
    de la sombra transida, enamorada?

    No se nos pierde, no. Se va y se queda,
    Coronada de cielos, tierra añora
    y baja en descensión de Mediadora,
    rampa de amor, dulcísima vereda.

    Recados del favor nos desenreda
    la mensajera, la reveladora,
    la paloma de paz. Herida ahora
    ya se acabó el suplicio de la veda.

    Hoy sobre todo, que es la fiesta en Roma
    y se ha visto volar otra Paloma
    y posarse en la nieve de una tiara.

    La Asunción de María –vítor, cielos-,
    corazonada ayer de mis abuelos,
    en luz, luz, luz de dogma se declara.

    Gerardo Diego.

    “Cuando no sepáis salir de un apuro o cualquier cosa difícil que se os pueda presentar, id a María vuestra madre, con una grande desconfianza de sí mismos, conociendo vuestra nada, inutilidad y falta de aptitud para todo. Y con grande confianza en ella que es sabia y poderosa, con la sabiduría y el poder de su Santísimo Hijo; y que os ama con un amor inmenso, y está deseando probaros su amor”

    Santa Ángela de la Cruz.
    groups.wall
  • A LA ASUNCIÓN DE NUESTRA SEÑORA

    ¿Adónde va, cuando se va, la llama?
    ¿Adónde va, cuando se va, la rosa?
    ¿Adónde sube, se disuelve airosa,
    hélice, rosa y sueño de la rama?

    Adonde va la llama, ¿quién la llama?
    A la rosa el escorzo, ¿quién la acosa?
    ¿Qué regazo, que esfera deliciosa,
    qué amor de padre la alza y la reclama?

    ¿A dónde va, cuando se va escondiendo,
    y el aire, el cielo queda ardiendo, oliendo
    a olor, ardor, amor de rosa hurtada?

    ¿A dónde va el que queda, el aquí abajo,
    ciego del resplandor se asoma al tajo
    de la sombra transida, enamorada?

    No se nos pierde, no. Se va y se queda,
    Coronada de cielos, tierra añora
    y baja en descensión de Mediadora,
    rampa de amor, dulcísima vereda.

    Recados del favor nos desenreda
    la mensajera, la reveladora,
    la paloma de paz. Herida ahora
    ya se acabó el suplicio de la veda.

    Hoy sobre todo, que es la fiesta en Roma
    y se ha visto volar otra Paloma
    y posarse en la nieve de una tiara.

    La Asunción de María –vítor, cielos-,
    corazonada ayer de mis abuelos,
    en luz, luz, luz de dogma se declara.

    Gerardo Diego.

    “Cuando no sepáis salir de un apuro o cualquier cosa difícil que se os pueda presentar, id a María vuestra madre, con una grande desconfianza de sí mismos, conociendo vuestra nada, inutilidad y falta de aptitud para todo. Y con grande confianza en ella que es sabia y poderosa, con la sabiduría y el poder de su Santísimo Hijo; y que os ama con un amor inmenso, y está deseando probaros su amor”

    Santa Ángela de la Cruz.
    groups.wall
  • A LA ASUNCIÓN DE NUESTRA SEÑORA

    ¿Adónde va, cuando se va, la llama?
    ¿Adónde va, cuando se va, la rosa?
    ¿Adónde sube, se disuelve airosa,
    hélice, rosa y sueño de la rama?

    Adonde va la llama, ¿quién la llama?
    A la rosa el escorzo, ¿quién la acosa?
    ¿Qué regazo, que esfera deliciosa,
    qué amor de padre la alza y la reclama?

    ¿A dónde va, cuando se va escondiendo,
    y el aire, el cielo queda ardiendo, oliendo
    a olor, ardor, amor de rosa hurtada?

    ¿A dónde va el que queda, el aquí abajo,
    ciego del resplandor se asoma al tajo
    de la sombra transida, enamorada?

    No se nos pierde, no. Se va y se queda,
    Coronada de cielos, tierra añora
    y baja en descensión de Mediadora,
    rampa de amor, dulcísima vereda.

    Recados del favor nos desenreda
    la mensajera, la reveladora,
    la paloma de paz. Herida ahora
    ya se acabó el suplicio de la veda.

    Hoy sobre todo, que es la fiesta en Roma
    y se ha visto volar otra Paloma
    y posarse en la nieve de una tiara.

    La Asunción de María –vítor, cielos-,
    corazonada ayer de mis abuelos,
    en luz, luz, luz de dogma se declara.

    Gerardo Diego.

    “Cuando no sepáis salir de un apuro o cualquier cosa difícil que se os pueda presentar, id a María vuestra madre, con una grande desconfianza de sí mismos, conociendo vuestra nada, inutilidad y falta de aptitud para todo. Y con grande confianza en ella que es sabia y poderosa, con la sabiduría y el poder de su Santísimo Hijo; y que os ama con un amor inmenso, y está deseando probaros su amor”

    Santa Ángela de la Cruz.
    groups.wall
  • A LA ASUNCIÓN DE NUESTRA SEÑORA

    ¿Adónde va, cuando se va, la llama?
    ¿Adónde va, cuando se va, la rosa?
    ¿Adónde sube, se disuelve airosa,
    hélice, rosa y sueño de la rama?

    Adonde va la llama, ¿quién la llama?
    A la rosa el escorzo, ¿quién la acosa?
    ¿Qué regazo, que esfera deliciosa,
    qué amor de padre la alza y la reclama?

    ¿A dónde va, cuando se va escondiendo,
    y el aire, el cielo queda ardiendo, oliendo
    a olor, ardor, amor de rosa hurtada?

    ¿A dónde va el que queda, el aquí abajo,
    ciego del resplandor se asoma al tajo
    de la sombra transida, enamorada?

    No se nos pierde, no. Se va y se queda,
    Coronada de cielos, tierra añora
    y baja en descensión de Mediadora,
    rampa de amor, dulcísima vereda.

    Recados del favor nos desenreda
    la mensajera, la reveladora,
    la paloma de paz. Herida ahora
    ya se acabó el suplicio de la veda.

    Hoy sobre todo, que es la fiesta en Roma
    y se ha visto volar otra Paloma
    y posarse en la nieve de una tiara.

    La Asunción de María –vítor, cielos-,
    corazonada ayer de mis abuelos,
    en luz, luz, luz de dogma se declara.

    Gerardo Diego.

    “Cuando no sepáis salir de un apuro o cualquier cosa difícil que se os pueda presentar, id a María vuestra madre, con una grande desconfianza de sí mismos, conociendo vuestra nada, inutilidad y falta de aptitud para todo. Y con grande confianza en ella que es sabia y poderosa, con la sabiduría y el poder de su Santísimo Hijo; y que os ama con un amor inmenso, y está deseando probaros su amor”

    Santa Ángela de la Cruz.
    groups.wall
  • A LA ASUNCIÓN DE NUESTRA SEÑORA

    Al cielo vais, Señora,
    y allí os reciben con alegre canto.
    ¡Oh, quién pudiese ahora
    asirse a vuestro manto
    para subir con Vos al monte santo!

    De ángeles sois llevada,
    de quien servida sois desde la cuna
    de estrellas coronada
    tal reina habrá ninguna,
    pues por chapín lleváis la blanca luna.

    Volved los blandos ojos
    ave preciosa, sola, humilde y nueva,
    al val de los abrojos,
    que tales flores lleva,
    do suspirando están los hijos de Eva.

    Que si con clara vista
    miráis las tristes almas de este suelo
    con propiedad no vista
    las subiréis de vuelo,
    como perfecta piedra imán, al cielo.

    Fray Luis de León.

    “MARÍA NOS GUÍA A LA EUCARISTÍA”, es decir, que Ella va a ser la que nos enseñe a amar y a adorar al Señor en este Santísimo Sacramento, la que nos va a ayudar a prepararnos para recibirle, la que nos lleve a reparar tantas ofensas como recibe en este Sacramento de su Amor”.

    Beata María de la Purísima de la Cruz.
    groups.wall
  • A LA ASUNCIÓN DE NUESTRA SEÑORA

    Al cielo vais, Señora,
    y allí os reciben con alegre canto.
    ¡Oh, quién pudiese ahora
    asirse a vuestro manto
    para subir con Vos al monte santo!

    De ángeles sois llevada,
    de quien servida sois desde la cuna
    de estrellas coronada
    tal reina habrá ninguna,
    pues por chapín lleváis la blanca luna.

    Volved los blandos ojos
    ave preciosa, sola, humilde y nueva,
    al val de los abrojos,
    que tales flores lleva,
    do suspirando están los hijos de Eva.

    Que si con clara vista
    miráis las tristes almas de este suelo
    con propiedad no vista
    las subiréis de vuelo,
    como perfecta piedra imán, al cielo.

    Fray Luis de León.

    “MARÍA NOS GUÍA A LA EUCARISTÍA”, es decir, que Ella va a ser la que nos enseñe a amar y a adorar al Señor en este Santísimo Sacramento, la que nos va a ayudar a prepararnos para recibirle, la que nos lleve a reparar tantas ofensas como recibe en este Sacramento de su Amor”.

    Beata María de la Purísima de la Cruz.
    groups.wall
  • A LA ASUNCIÓN DE NUESTRA SEÑORA

    Al cielo vais, Señora,
    y allí os reciben con alegre canto.
    ¡Oh, quién pudiese ahora
    asirse a vuestro manto
    para subir con Vos al monte santo!

    De ángeles sois llevada,
    de quien servida sois desde la cuna
    de estrellas coronada
    tal reina habrá ninguna,
    pues por chapín lleváis la blanca luna.

    Volved los blandos ojos
    ave preciosa, sola, humilde y nueva,
    al val de los abrojos,
    que tales flores lleva,
    do suspirando están los hijos de Eva.

    Que si con clara vista
    miráis las tristes almas de este suelo
    con propiedad no vista
    las subiréis de vuelo,
    como perfecta piedra imán, al cielo.

    Fray Luis de León.

    “MARÍA NOS GUÍA A LA EUCARISTÍA”, es decir, que Ella va a ser la que nos enseñe a amar y a adorar al Señor en este Santísimo Sacramento, la que nos va a ayudar a prepararnos para recibirle, la que nos lleve a reparar tantas ofensas como recibe en este Sacramento de su Amor”.

    Beata María de la Purísima de la Cruz.
    groups.wall
  • A LA ASUNCIÓN DE NUESTRA SEÑORA

    Al cielo vais, Señora,
    y allí os reciben con alegre canto.
    ¡Oh, quién pudiese ahora
    asirse a vuestro manto
    para subir con Vos al monte santo!

    De ángeles sois llevada,
    de quien servida sois desde la cuna
    de estrellas coronada
    tal reina habrá ninguna,
    pues por chapín lleváis la blanca luna.

    Volved los blandos ojos
    ave preciosa, sola, humilde y nueva,
    al val de los abrojos,
    que tales flores lleva,
    do suspirando están los hijos de Eva.

    Que si con clara vista
    miráis las tristes almas de este suelo
    con propiedad no vista
    las subiréis de vuelo,
    como perfecta piedra imán, al cielo.

    Fray Luis de León.

    “MARÍA NOS GUÍA A LA EUCARISTÍA”, es decir, que Ella va a ser la que nos enseñe a amar y a adorar al Señor en este Santísimo Sacramento, la que nos va a ayudar a prepararnos para recibirle, la que nos lleve a reparar tantas ofensas como recibe en este Sacramento de su Amor”.

    Beata María de la Purísima de la Cruz.
    groups.wall
  • A LA ASUNCIÓN DE NUESTRA SEÑORA

    Al cielo vais, Señora,
    y allí os reciben con alegre canto.
    ¡Oh, quién pudiese ahora
    asirse a vuestro manto
    para subir con Vos al monte santo!

    De ángeles sois llevada,
    de quien servida sois desde la cuna
    de estrellas coronada
    tal reina habrá ninguna,
    pues por chapín lleváis la blanca luna.

    Volved los blandos ojos
    ave preciosa, sola, humilde y nueva,
    al val de los abrojos,
    que tales flores lleva,
    do suspirando están los hijos de Eva.

    Que si con clara vista
    miráis las tristes almas de este suelo
    con propiedad no vista
    las subiréis de vuelo,
    como perfecta piedra imán, al cielo.

    Fray Luis de León.

    “MARÍA NOS GUÍA A LA EUCARISTÍA”, es decir, que Ella va a ser la que nos enseñe a amar y a adorar al Señor en este Santísimo Sacramento, la que nos va a ayudar a prepararnos para recibirle, la que nos lleve a reparar tantas ofensas como recibe en este Sacramento de su Amor”.

    Beata María de la Purísima de la Cruz.
    groups.wall
  • A LA ASUNCIÓN DE NUESTRA SEÑORA

    Al cielo vais, Señora,
    y allí os reciben con alegre canto.
    ¡Oh, quién pudiese ahora
    asirse a vuestro manto
    para subir con Vos al monte santo!

    De ángeles sois llevada,
    de quien servida sois desde la cuna
    de estrellas coronada
    tal reina habrá ninguna,
    pues por chapín lleváis la blanca luna.

    Volved los blandos ojos
    ave preciosa, sola, humilde y nueva,
    al val de los abrojos,
    que tales flores lleva,
    do suspirando están los hijos de Eva.

    Que si con clara vista
    miráis las tristes almas de este suelo
    con propiedad no vista
    las subiréis de vuelo,
    como perfecta piedra imán, al cielo.

    Fray Luis de León.

    “MARÍA NOS GUÍA A LA EUCARISTÍA”, es decir, que Ella va a ser la que nos enseñe a amar y a adorar al Señor en este Santísimo Sacramento, la que nos va a ayudar a prepararnos para recibirle, la que nos lleve a reparar tantas ofensas como recibe en este Sacramento de su Amor”.

    Beata María de la Purísima de la Cruz.
    groups.wall
  • A LA ASUNCIÓN DE NUESTRA SEÑORA

    Al cielo vais, Señora,
    y allí os reciben con alegre canto.
    ¡Oh, quién pudiese ahora
    asirse a vuestro manto
    para subir con Vos al monte santo!

    De ángeles sois llevada,
    de quien servida sois desde la cuna
    de estrellas coronada
    tal reina habrá ninguna,
    pues por chapín lleváis la blanca luna.

    Volved los blandos ojos
    ave preciosa, sola, humilde y nueva,
    al val de los abrojos,
    que tales flores lleva,
    do suspirando están los hijos de Eva.

    Que si con clara vista
    miráis las tristes almas de este suelo
    con propiedad no vista
    las subiréis de vuelo,
    como perfecta piedra imán, al cielo.

    Fray Luis de León.

    “MARÍA NOS GUÍA A LA EUCARISTÍA”, es decir, que Ella va a ser la que nos enseñe a amar y a adorar al Señor en este Santísimo Sacramento, la que nos va a ayudar a prepararnos para recibirle, la que nos lleve a reparar tantas ofensas como recibe en este Sacramento de su Amor”.

    Beata María de la Purísima de la Cruz.
    groups.wall
  • A LA ASUNCIÓN DE NUESTRA SEÑORA

    ¿Adónde va, cuando se va, la llama?
    ¿Adónde va, cuando se va, la rosa?
    ¿Adónde sube, se disuelve airosa,
    hélice, rosa y sueño de la rama?

    Adonde va la llama, ¿quién la llama?
    A la rosa el escorzo, ¿quién la acosa?
    ¿Qué regazo, que esfera deliciosa,
    qué amor de padre la alza y la reclama?

    ¿A dónde va, cuando se va escondiendo,
    y el aire, el cielo queda ardiendo, oliendo
    a olor, ardor, amor de rosa hurtada?

    ¿A dónde va el que queda, el aquí abajo,
    ciego del resplandor se asoma al tajo
    de la sombra transida, enamorada?

    No se nos pierde, no. Se va y se queda,
    Coronada de cielos, tierra añora
    y baja en descensión de Mediadora,
    rampa de amor, dulcísima vereda.

    Recados del favor nos desenreda
    la mensajera, la reveladora,
    la paloma de paz. Herida ahora
    ya se acabó el suplicio de la veda.

    Hoy sobre todo, que es la fiesta en Roma
    y se ha visto volar otra Paloma
    y posarse en la nieve de una tiara.

    La Asunción de María –vítor, cielos-,
    corazonada ayer de mis abuelos,
    en luz, luz, luz de dogma se declara.

    Gerardo Diego.

    “Cuando no sepáis salir de un apuro o cualquier cosa difícil que se os pueda presentar, id a María vuestra madre, con una grande desconfianza de sí mismos, conociendo vuestra nada, inutilidad y falta de aptitud para todo. Y con grande confianza en ella que es sabia y poderosa, con la sabiduría y el poder de su Santísimo Hijo; y que os ama con un amor inmenso, y está deseando probaros su amor”

    Santa Ángela de la Cruz.
    groups.wall